Cómo preparar una mochila de montaña: Consejos e ideas

cómo preparar una mochila de montaña

This post is also available in: English

¿Pensando en tu próxima aventura? Un viaje con la única compañía de una mochila puede ser muy emocionante pero si la preparas mal, puede arruinarte la experiencia. Por suerte, tenemos bastantes viajes a nuestras espaldas y por tanto, más de una mochila preparada. Por eso, hoy te damos una serie de consejos y te explicamos cómo preparar una mochila de montaña para que tu trekking sea todo un éxito. ¡Empezamos!

banner torres del paine w trek howlanders

Cosas esenciales que no pueden faltar en tu mochila

Algunas obvias y otras no tanto, hay ciertos artículos que no deberían faltar en tu mochila o lo echarás de menos en plena aventura.

Ropa

Evidente. ¿Pero cuánta? ¿Y cuál? Pues todo depende de los días en los que vayas a estar en marcha. Aún así, nunca sobrecargues tu mochila con mucha ropa.

cómo preparar una mochila de montaña

Una ruta de trekking no es un desfile de moda, por lo que la ropa que lleves debe ser práctica y cómoda.

  • Calcetines: Si son calentitos, mejor. Depende de la época del año en la que vayas, está claro, pero protegerán tus pies durante la ruta. Lleva de sobra, es la prenda que más agradecerás cambiarte.
  • Ropa interior Lo mismo, lleva de sobra. Estas prendas ocupan poco espacio y no cuesta nada llevar un par más de por si acaso.
  • Camisetas termoactivas: te protegerán de la pérdida de calor y del exceso de sudor.
  • Gafas de sol: ¡Muy importantes! Ya sea en verano, o en invierno, el tiempo en la montaña cambia rápidamente y las gafas de sol no solo te protegen del sol, si no del viento. Y ya no solo en la montaña, en rutas como el minitrekking por el Perito Moreno, el sol refleja en el hielo del glaciar y puede dañarte los ojos.
  • Mallas: Son lo más cómodo que puedes llevar para una ruta de trekking. Lleva unas por cada 2 días que vayas a hacer la ruta.
  • Sudadera: Son muy cómodas y sobre todo para las noches cuando estés en el camping, te vendrá bien tener una.
  • Cortavientos: para cuando estés en marcha, es imprescindible. Te protegerán del viento y la lluvia.

Calzado

Si no estás acostumbrad@ a caminar por un sendero de montaña con una mochila sobre tus hombros, lo más importante será el calzado porque estabiliza tus tobillos.

Lleva unas buenas zapatillas para trekking y fíjate bien el tipo de sendero que vas a recorrer. No es lo mismo uno seco, que uno por el que tengas que atravesar charcos. Unas buenas zapatillas antideslizantes, y en ocasiones waterproof, pueden hacer una mejor experiencia.

calzado de trekking para montaña

No olvides tampoco unas sandalias, a poder ser sujetas a los tobillos. Agradecerás tenerlas sobre todo cuando termines las rutas para descansar en el camping o incluso a veces para bañarte con ellas en lagos que encuentres en tu camino.

Cuidado de la salud e higiene

Intenta llevar solamente cosméticos que tengan varias funciones como un gel-champú y en frascos pequeños. Los líquidos son bastante pesados, así que trata de llevar solo lo necesario. No olvides la pasta de dientes y el desodorante.

Lo mejor es llevarlo todo en un neceser de plástico para que si se derrama, no manches el resto de artículos de tu mochila.

Tampoco puedes olvidar un botiquín de primeros auxilios con lo básico, nunca sabes cuándo te puede resultar útil. En caso de una herida leve, te permitirá curarte y seguir el camino, y en caso de algo más grave, te ayudará a protegerte hasta que recibas ayuda médica.

En un buen botiquín de montaña no deberían faltar:

  • Tiritas
  • Analgésicos para el dolor de cabeza y/o muscular como el ibuprofeno o el paracetamol.
  • Antihistamínicos para picaduras o alergias durante el recorrido.
  • Antisépticos para desinfectar heridas como betadine.
  • Repelente para insectos.

Electrónica

Sabemos que una ruta de montaña ayuda a desconectar, pero es importante llevar el móvil a punto ante cualquier imprevisto. Merece la pena instalar mapas que funcionan sin conexión y llevar contigo baterías externas o un cargador solar.

¿Cómo preparar una mochila de montaña?

Cuando hablamos de preparar mal una mochila no nos referimos únicamente a no olvidar objetos importantes. También es muy importante en qué orden y en qué posición los colocamos. Una buena distribución, puede ahorrarnos muchos problemas de espalda.

Distribución de los objetos en la mochila

Por lo general, se dice que las cosas más pesadas deben estar en el fondo de la mochila. Sin embargo, con una mochila grande, esa distribución del peso podría causarte dolor en la columna vertebral.

El orden correcto en el que deberías meter tus cosas para una buena distribución es:

  • En el fondo, aprovecha para meter objetos grandes pero ligeros como un saco de dormir o una sudadera.
  • Después, la ropa de repuesto.
  • En el centro de la mochila, debes reservar espacio para las cosas más pesadas como zapatillas, comida o el camping gas. Este punto es el centro de gravedad, por lo que concentrar el peso ahí te resultará mucho más cómodo.
  • En la parte superior, guarda todas esas cosas que vayas a sacar más a menudo para tenerlo más a mano. Por ejemplo, un impermeable, una botella de agua, algo de comer entre horas o un botiquín de primeros auxilios.
  • En los bolsillos laterales, puedes colocar artículos pequeños como vasos, linternas y documentos.
  • Si tu mochila tiene correas especiales, aprovéchalos para llevar tus bastones de trekking.

No hace falta decirlo, pero intenta que tu saco de dormir y tu tienda de campaña sean ligeras y comparte el equipo con tus amigos para transportar el menor peso posible.

Mantén tu mochila ordenada en todo momento

Durante tu ruta de trekking, tu mochila va a ser tu armario. Mantén todo ordenado e intenta no armar un desastre cuando busques alguno de los artículos. Recuerda que cuanto más ordenado esté, más fácil lo encontrarás todo.

Utiliza bolsas por colores

Un truco para clasificar los objetos, es utilizar bolsas de colores. Intenta que sean reutilizables, ya sabes que no nos gusta desperdiciar plástico.

Si separas cada tipo de artículos por colores, encontrarás todo mucho más rápido. Por ejemplo, la ropa interior en bolsas azules, la ropa inferior como pantalones o mallas en bolsas verdes…

Además, te ayudará a mantener limpia cada prenda al no mezclarse con lo demás y a no mojarse si tienes que sacar algo y está lloviendo. No olvides llevar alguna vacía para la ropa sucia.

Cómo preparar una mochila de montaña es el arte de tomar decisiones. Esperamos que esta breve guía haya resuelto tus dudas y te ayude en tu próxima aventura. ¿Hay algo que suelas llevar y que nos hayamos olvidado? ¡Compártelo con el resto de viajeros!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *